Reseña: Kurt Cobain

kurt3

Hola de nuevo!

En esta ocasión, antes de terminar el mes quise publicar algo en lo que había estado trabajando por algún tiempo ya. Ah, y es que tengo una vida tan ocupada – sarcasmo, jejeje. Pero siendo este el mes de abril, trajo a mi memoria un evento que marcó la historia de la música y sumergió a un joven de Seattle a ese selecto grupo de leyendas cuya historia, trayectoria y actitud cambiaron para siempre la industria musical.

Por supuesto, se trata de Kurt Cobain, quien un cinco de abril de 1994, se quitó la vida en su casa de Seattle, Washington. A pesar del corto tiempo en el que formó parte de la banda Nirvana, él y sus amigos, Dave Grohl y Krist Novoselic, fueron los máximos representantes del movimiento grunge en los Estados Unidos. Un movimiento que nació en Seattle pero que había permanecido en las sombras hasta que estos tres jóvenes lo catapultaron al éxito comercial.

Sin embargo, no llegó hasta ahí de inmediato. No, así que haremos un pequeño recorrido por su historia, para que tanto ustedes, como yo, mientras leemos esto, recordemos al frontman de esta banda, que se convirtió no solo en un mítico ídolo de la escena grunge, punk y rock, sino también una leyenda.

Kurt Cobain durante el Unplugged de Nirvana en la ciudad de Nueva York en el año 1993

Kurt Cobain nació en Aberdeen, Washington, el veinte de febrero de 1967. Durante su niñez, estuvo mucho tiempo enfermo pero esto no opacaba su talento tanto en música como en dibujo, recibiendo alabanzas de sus profesores en la práctica de ambas formas de arte. Sin embargo, cuando tenía siete años sus padres se divorciaron y desde entonces, el pequeño Kurt nunca fue el mismo. Se volvió antisocial, retraído, y en una entrevista de 1993, expresó que durante ese tiempo lo único que deseaba era tener una familia normal, por lo que por mucho tiempo resintió a sus padres al sentir que ellos le arrebataron esa oportunidad.

En la escuela, Cobain nunca tuvo muchos amigos, alegaba que durante este tiempo lo más probable era que los demás se atemorizaban de su actitud y sus gustos, además de que nunca pudo encontrar a alguien con quien compartiera intereses puesto que amaba las artes y desde entonces mostraba su interés por la igualdad de género y el respeto a las mujeres. Pero, este comportamiento provocó que sus compañeros de clase usaran nombres despectivos para referirse a él.

Por lo tanto, la música siempre fue su método de escape – algo que él reconocía como una falla que lo perseguía desde muy joven, puesto que escapaba de todo y se alejaba sin dejar rastro. Desde el primer disco de los Beatles que su madre le regaló, hasta los que su amigo y guitarrista de la banda The Melvins, le conseguía, con música de The Sex Pistols y Led Zeppelin en ellos, Kurt empezó a imaginarse lo que sería poder viajar con ellos y crear su propia música.

En 1988, los sueños de Kurt se volvieron realidad al empezar el grupo de rock Nirvana, con la ayuda de Krist Novoselic y Dave Grohl – ahora vocalista de la banda Foo Fighters. Desde entonces, Nirvana empezó a tener éxito. Lanzaron su primer álbum, titulado Bleach, del cual formaba parte el single Love Buzz. Desde este álbum se empezó a notar el talento que Kurt tenía como escritor. Luego, al lanzar su segundo álbum y su más conocido single, Smells Like Teen Spirit, la banda fue catapultada a la fama. Luego de algunas diferencias con su disquera original, Nervermind, el segundo disco, fue lanzado por la disquera Geffen Records.

El cambio fue tan rápido y repentino, que desde entonces se empezó a notar que Kurt no estaba contento con el estilo de vida que ser una estrella de rock le ofrecía. En muchas ocasiones expresó claramente su disgusto y su deseo de tanto solo hacer música. Sin embargo, la música lo puso en el camino de la cantante Courtney Love, vocalista del grupo de chicas Hole. Comenzaron entonces una relación tumultuosa, violenta a veces, pero una que le brindaba al joven de Seattle la suficiente confianza tanto en él como en su futuro pues en una entrevista expresó que el tener una persona a su lado en una relación estable, el mundo se veía mucho mejor.

De izquiera a derecha: Kurt Cobain, Courtney Love y Frances Bean Cobain en los premios MTV de 1993.

El 18 de agosto de 1922, Love y Cobain tuvieron a su hija, Frances Bean Cobain. Pero esto, y el lanzamiento de su tercer álbum, In Utero, no mejoró la salud física y mental de Kurt. Estaba sumergido en el mundo de las drogas, abusando de la heroína e intentado el suicidio en diversas ocasiones hasta que el 5 de abril de 1994, Kurt Cobain falleció luego de haber cometido suicidio en su casa en Seattle.

Ahora, a 21 años de la muerte de Cobain, su música aún sigue sonando, jóvenes aún escuchan About a girl, Lithium o In Bloom. Sin haberlo deseado, Kurt se convirtió en uno de los músicos más influyentes de la época. Expresó no gustar de escribir canciones muy personales, pero muchas de ellas se han vuelto en un himno que marca momentos de la vida para muchas generaciones.

En lo personal, escuché por primera vez a Nirvana, no por su icónica Smells Like Teen Spirit, que a propósito tiene una historia divertida – fue nombrada luego de ver que una de sus amigas había puesto la frase en una pared – , sino por una canción que Kurt cantó en el unplugged de MTV. Esa canción era My Girl o Where Did You Sleep Last Night, un cover de la canción de Lead Belly, con toques de blues y rock and roll, diferente a lo que generalmente se escucha de Nirvana. Sin embargo, me cautivó la forma en la que cantaba Kurt, que en ese entonces solo conocía como el muchacho que cantaba en Nirvana. Ah, lo que es ser joven e ingenuo, jejeje.

Kurt Cobain, Krist Novoselic y Dave Grohl, quienes conformaban la banda de grunge estadounidense, Nirvana.

Durante los primeros meses de este año salió un documental sobre la vida de Kurt Cobain titulado Kurt Cobain: A montage of heck. Este fue el resultado del acercamiento de Courtney Love al director Brett Morgen. Love, luego de años de rehusarse a permitir que usaran montajes, fotografías y entrevistas de Kurt, causó revuelo al ser ella quien tuviese la idea del documental pues luego de tantos años, sentía que era hora de que se supiera la verdad sobre Kurt. Brett Morgen, entonces, empezó su investigación y luego de un momento de incertidumbre, llegó a la conclusión de que habían aún cosas por conocer de la vida de este música, en especial de su arte y su talento.

Podemos pensar, entonces, que a pesar de las entrevistas, de los albums, de las portadas de revistas y los videos musicales, la imagen pública de Kurt Cobain era tan solo un pequeño pedazo de la complicada vida de este talentoso y sensible joven que logró cambiar para siempre la industria musical. La humildad lo caracterizaba, el deseo de ser un creador y no tan solo una marioneta del comercio musical, pero a fin de cuentas, se necesita de cierto carácter y estabilidad emocional para soportar la presión, siendo esto algo que él mismo admitía.

Los dejo entonces con esto, una pequeña historia sobre una de mis bandas favoritas y uno de mis músicos favoritos, sin mencionar que son las canciones que me han acompañado desde que tengo once años. Espero les guste y quizá, tal vez, probablemente gusten de algunas de las canciones que yo también disfruto. Así que es todo por hoy. ¡Tengan una buena semana!

– por Junieth Dinarte

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s